fbpx

Cómo fidelizar clientes en 5 simples pasos

fidelizar clientes
fidelizar clientes

Si nos dedicamos a los negocios, independientemente de cuál sea, muchas veces nos olvidamos de un aspecto clave en toda relación humana o comercial: fidelizar clientes. No es ni más ni menos que estar cerca del cliente, hablar con él, hacerlo parte de la marca, consultarlo y preguntarle lo que creamos necesario. Para muchos, esto genera una pérdida de tiempo que sería destinado con suma urgencia a vender más.

Pero no. Fidelizar clientes es básicamente poder vender más a futuro. Lograr darle este valor a esta acción es fundamental, porque aunque seamos un local a la calle de muy pequeñas dimensiones o una gran esquina de 180 metros cuadrados, el valor es el mismo.

A continuación, 5 formas de poder fidelizar clientes

1 – Construir relaciones

Construir una relación es mucho más que lograr vender. Hacerle saber (y sentir) al cliente que queremos ir más allá y tener una relación que supere el beneficio económico es clave. Sí, es muy probable que el proceso de compra se extienda en el tiempo, pero el resultado final será más efectivo. Por eso, hacé un esfuerzo y concentrate en saber qué quiere, piensa o necesita el cliente, y no qué podés venderle de inmediato.

2 – Atención personalizada

La atención personalizada claramente depende de la estructura del comercio, pero cuando un cliente pregunta por un producto o servicio, valora MUCHO que se le responda con argumentos, interés, empatía y dedicación. Sí, de nuevo, nos lleva más tiempo, pero es ese valioso tiempo en el que estamos construyendo en la mente del consumidor una relación mucho más duradera.

3 – Posventa

Posventa no es sólo un 0800 para reclamos por mal funcionamiento de la heladera. Posventa es también enviar un mensaje al cliente y saber cómo fue la experiencia de compra, si quedó conforme o si necesita algo. Eso aporta mucho VALOR a la relación comercial.

4 – Use WhatsApp

Por cuestiones de tiempo y recursos, puntualmente en comercios a la calle, los dueños apenas tienen tiempo de respirar, por eso con tan sólo una lista de Contactos en WhatsApp y un mensaje enviado tras la compra, habremos de iniciar una relación posventa que puede traer muchos beneficios.

5 – El detalle

Detalle significa, más o menos en nuestra jerga, sorprender al cliente con algo inesperado. Por ejemplo, contactar a un cliente por su cumpleaños y hacerle una atención especial. Hay decenas de ejemplos de cómo estar cerca de un cliente sea comprador o no. Basta con tener la información en la mano, un mail o WhatsApp (o teléfono directo mejor) y accionar.

Formas de fidelizar hay muchas más, pero éstas al menos sin básicas para que nuestro negocio quede instalado en la mente del consumidor como ese producto o servicio que, además de vender, se interesa por conocer y profundizar en la experiencia de compra. Quienes haga esto, casi que no hay chances de que no funcione.

Abrir chat